Inicio LORE Ciencia Ficción The Day After Tomorrow; El día de mañana

The Day After Tomorrow; El día de mañana

3 minuto leer
0
2,897

The Day After Tomorrow está inspirada en el libro de Art Bell y Whitley Strieber titulado The Coming Global Superstorm

Titulada: El día de mañana en España y El día después de mañana en América) es una película dirigida por Roland Emmerich y protagonizada por Jake Gyllenhaal y Dennis Quaid. Fue estrenada en 2004.

Al principio Roland Emmerich quería escribir el guion en solitario. Sin embargo, a causa de su falta de conocimiento sobre el tema del cambio climático, él finalmente recurrió a la ayuda de Jeffrey Nachmanoff para escribirlo. Durante la selección de actores se eligió a Kenneth Welsh para dar vida al vicepresidente de los Estados Unidos en parte por su parecido a Dick Cheney. Finalmente, una vez empezado el rodaje de la película, se reescribieron 50 páginas del guion para darle más tensión a la amenaza medioambiental sobre Nueva York.

La producción cinematográfica de Emmerich obtuvo un enorme éxito en la taquilla. Le encantó al público y el encanto llegó hasta tal punto de que los periodistas preguntaron al portavoz de la Casa Blanca del Gabinete Bush sobre lo que opinaba de ella. Evadieron una contestación a la pregunta con el argumento de que no se dedican a hacer críticas de películas.

Roland Emmerich no niega que Kenneth Welsh está inspirado en Dick Cheney y que la película critica la política medioambiental de George W. Bush. ​Respondiendo a quienes le acusaron de insensible por incluir escenas de una Nueva York devastada tan solo 3 años después del 11-S, Emmerich dijo que la película enseña la unidad y valor de la gente enfrentándose al desastre.

Algunos científicos han criticado el film por no ser creíble en muchos aspectos. El paleoclimatólogo y profesor de ciencia terrestre y planetaria en la Universidad de Harvard, Daniel P. Schrag, dijo: «Por un lado, me alegra que haya una película de gran presupuesto sobre algo tan crítico como el cambio climático. Por otro lado, me preocupa que la gente verá estos efectos exagerados y pensará que todo es una broma… De hecho, estamos experimentando con la Tierra de una manera que no se ha hecho en millones de años. Pero no ver otra edad de hielo, al menos no así «. J. Marshall Shepherd, un meteorólogo investigador del Centro de Vuelo Espacial Goddard de la NASA, expresó un sentimiento similar: «Me alegra que haya una película que aborda problemas climáticos reales. Pero en cuanto a la ciencia de la película, le daría una D menos o una F. Y me preocuparía si la película se hizo para promover una agenda política». Según el climatólogo de la Universidad de Victoria, Andrew Weaver , «Es El Coloso en Llamas de las películas de ciencia climática, pero no me quita el sueño una nueva edad de hielo, porque es imposible».

Patrick J. Michaels, un negacionista del cambio climático financiado en gran parte por el petróleo y ex profesor de investigación de ciencias ambientales en la Universidad de Virginia que rechaza el consenso científico sobre el calentamiento global, calificó la película de «propaganda» en un periódico USA Today: «Como científico, me enfado cuando se usan mentiras disfrazadas de ‘ciencia’ para influir en el discurso político». El instructor universitario y agente especial senior retirado de la Oficina del Inspector General de la NASA, Joseph Gutheinz, llamó al día después de mañana «un emocionante viaje, en el que muchas personas débiles se suben y se quedan por el resto de sus vidas» en un artículo de Space Daily.

Cuando se le preguntó en Usenet al paleoclimatólogo William Hyde de la Universidad de Duke si vería la película, respondió que no a menos que alguien le ofreciera 100 dólares. Los suscriptores del grupo de noticias aceptaron el desafío y a pesar de las protestas de Hyde, recaudaron los $ 100. La reseña de Hyde en Google Groups criticó la descripción de la película del clima que se detuvo en las fronteras nacionales; fue «para la ciencia del clima como Frankenstein para la cirugía de trasplante de corazón».

Stefan Rahmstorf del Instituto de Potsdam para la Investigación del Impacto Climático, experto en circulación termohalina y su efecto sobre el clima, dijo después de una charla con el guionista Jeffrey Nachmanoff en la vista previa de la película en Berlín:

Claramente, esta es una película de desastres y no un documental científico, [y] los realizadores se han tomado muchas licencias artísticas. Pero la película presenta una oportunidad para explicar que algunos de los antecedentes básicos son correctos: de hecho, los humanos están cambiando cada vez más el clima y este es un experimento bastante peligroso, que incluye cierto riesgo de cambios abruptos e imprevistos … Afortunadamente, es extremadamente improbable que verá cambios importantes en la circulación oceánica en las próximas dos décadas (me sorprendería tanto como Jack Hall si ocurrieran); al menos la mayoría de los científicos piensan que esto solo se convertirá en un riesgo más serio hacia finales de siglo. Y las consecuencias ciertamente no serían tan dramáticas como la ‘súper tormenta’ descrita en la película. Sin embargo, un cambio importante en la circulación oceánica es un riesgo con consecuencias graves y en parte impredecibles, que debemos evitar. E incluso sin eventos como los cambios en la circulación oceánica, el cambio climático es lo suficientemente grave como para exigir una acción decisiva.

El activista ambiental y columnista de The Guardian, George Monbiot, dijo que El día de mañana es «una gran película y una ciencia pésima».

 

Sinopsis – Cuidado Spoilers

El paleoclimatólogo Jack Hall (Dennis Quaid) se encuentra en una expedición en la plataforma de hielo Larsen (Antártida) junto a Frank Harris (Jay O. Sanders) y Jason Evans (Dash Mihok). Cuando este último intenta perforar el hielo para obtener un testigo de hielo para entregar a la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica estadounidense, la plataforma se desprende y Jack casi cae al precipicio por recuperar las muestras. Días después, en una conferencia de la ONU en Nueva Delhi (India) Jack presenta sus conclusiones: el calentamiento global está avanzando. Entre los asistentes, el vicepresidente estadounidense (Kenneth Welsh) es uno de los que no está de acuerdo con dichas conclusiones. Pero el profesor Terry Rapson (Ian Holm) sí cree en las hipótesis de Jack.

Días después, en un centro de investigación en Escocia se detecta que varias boyas en el Atlántico Norte muestran paulatinamente una caída masiva en la temperatura del océano, lo cual lleva a Rapson a la conclusión de que la fusión del hielo polar está interrumpiendo la corriente de esa zona del océano. Después, en Tokio se produce una tormenta, para luego caer granizo gigante de hielo hiriendo a varias personas y causando mucha destrucción. De inmediato entra en contacto con Jack, a quien comunica que su modelo paleometeorológico, que muestra cómo los cambios climáticos provocaron la Edad de Hielo. Mientras Jack y su equipo procesan los datos enviados, varios tornados destruyen la ciudad de Los Ángeles. En una reunión de trabajo del Departamento de Climatología de Estados Unidos Jack plantea una interconexión entre las anomalías del clima, pero luego es autorizado para usar la computadora central de la institución, donde junto a su equipo construye un modelo de previsión.

Mientras, la situación climática se muestra cada vez más compleja, el presidente de Estados Unidos, de apellido Blake (Perry King) autoriza a la FAA a suspender todo el tráfico aéreo. Jack llama a Sam (Jake Gyllenhaal), su hijo, quien se encuentra en Nueva York en una actividad académica y le ordena que vuelva, pero este solo lo podrá hacer en un tren que saldrá al día siguiente. En la Estación Espacial Internacional (ISS), tres astronautas ven un enorme sistema de tormenta que atraviesa el hemisferio Norte, lo cual retrasa su regreso a casa. Desde el espacio se puede observar la formación de tres tormentas con forma de superhuracán.

Jack y su equipo descubren que las tormentas en forma de ciclón tropical generarán caídas extremas de la temperatura que congelarán todo inmediatamente, y que la tormenta durará entre 6 y 8 semanas. Jack elabora un informe donde alerta al Gobierno de la crítica situación, pero el vicepresidente desestima su trabajo.

El tiempo se vuelve cada vez más violento, con vientos y lluvias intensas, haciendo que las calles de Manhattan que se encuentran atascadas de tráfico, se inunden hasta las rodillas. Ello genera que se cancelen los trenes desde Nueva York. Sam y sus amigos buscan refugio en la Biblioteca Pública de Nueva York, hecho durante el cual su amiga y gran amor Laura Chapman (Emmy Rossum) sufre una lesión en la pierna.

Al mismo tiempo, Jack y su equipo descubren que la tormenta ocurrirá dentro de los próximos días y que será mortífera para el hemisferio Norte del planeta. Una vez finalizada, comenzaría una nueva glaciación. Jack recibe la llamada de Sam a quien le informa que debe renunciarar su plan de volver a casa, mantenerse refugiado y esperar a que pase la tormenta generando calor con todo lo que fuera necesario. Además le promete ir a buscarlo.

Antes de ir a buscar a Sam, Jack convence a las autoridades de evacuar los estados del Sur (idealmente enviando la población fuera del país), mientras que quienes están al Norte deben permanecer en casa intentando sobrevivir ya que exponerse a la tormenta sería mortal. La orden del presidente Blake causa que México decida cerrar la frontera debido al exceso de inmigración. En su desesperación, muchos estadounidenses deciden abandonar sus vehículos y vadear el río Bravo inmigrando de forma ilegal hacia México. Finalmente, dicho país acepta recibir a los inmigrantes a cambio de perdonar la deuda externa latinoamericana. La caravana del presidente, que sale demasiado tarde, es atrapada por la tormenta, sufriendo un accidente que resulta mortal.

En la Biblioteca de Nueva York el pequeño grupo que permanece junto a Sam sobrevive durante días quemando libros y comiendo de una máquina expendedora. En un momento Laura comienza a encontrarse mal de salud, pero ella solo dice estar preocupada por lo que ocurre. Sam la tranquiliza y luego confiesa sus sentimientos por ella. Poco después Laura sufre de sepsis originada por la infección de la herida que se había hecho en la pierna. Sam y dos amigos van a buscar penicilina en un carguero ruso que quedó varado en el interior de la Ciudad de Nueva York tras la inundación. Durante el periplo, son atacados por un par de lobos que habían escapado del Zoológico de Central Park y logran volver a la biblioteca con la penicilina.

Simultáneamente, Jack y su equipo van hacia Manhattan para encontrar a Sam. De camino su camioneta choca contra otro vehículo justo después de Filadelfia por lo que el grupo continúa a pie. Durante el viaje sin darse cuenta caminan por el techo de cristal de un centro comercial cubierto de nieve. El cristal cede y Frank quien es el último en la fila cae al interior de la galería. Jason y Jack que están atados a él intentan rescatarlo pero el vidrio comienza a rajarse bajo ellos y Frank decide sacrificarse cortando la cuerda. Luego Jason se desmaya en el camino y Jack debe arrastrarlo hasta un restaurante abandonado, ya que el ojo de la tormenta se acerca. Allí logran sobrevivir. Al reanudar su viaje y llegar a Manhattan descubren que la biblioteca está bajo la nieve pero entran de todos modos y logran dar con el grupo de Sam quien se encuentra con vida junto a los demás.

Jack se comunica con el Gobierno por radio, y el ahora primer mandatario (exvicepresidente) envía helicópteros Sikorsky UH-60 Black Hawk en una misión de rescate. Además desde México, D. F. da su primer discurso a la nación, donde junto con agradecer la acogida de los países del denominado tercer mundo reconoce su error y el de muchos al mostrarse escépticos al cambio climático y a los efectos de la sobreexplotación de los recursos naturales. La película concluye con los astronautas mirando a la Tierra desde la Estación Espacial (ISS), que muestra la mayor parte del hemisferio Norte cubierto de hielo y nieve. Uno de los astronautas invita a otro a observar, afirmando que «nunca había visto la atmósfera tan despejada».

Comentarios

Comentarios

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más En Ciencia Ficción
Comentarios cerrados

Mira además

El nuevo tráiler de Dune presenta más Zendaya, CGI aterrador y, por supuesto, mucha arena

Después de los retrasos relacionados con COVID , la adaptación de Denis Villeneuve de la a…